7 SIMPLES PASOS PARA CONSEGUIR LA BARBA PERFECTA

Si nos preguntasen por la tendencia masculina de los últimos años que seguirá siendo un gran éxito durante los próximos, sin duda, diríamos la barba. Son muchos los hombres que se sintieron atraídos por la moda “hipster” y las barbas largas y desaliñadas. Sin embargo, de cara a 2018 esta imagen ha cambiado y ahora se busca conseguir algo más sofisticado, arreglado y con un aire más elegante. Sea cual sea el estilo de barba que quieres conseguir, no debes dejar que crezca sin más. Al igual que el pelo, la barba requiere una serie de cuidados para mantener su fuerza y forma.

“La barba también requiere una serie de cuidados”.

A continuación, te damos 7 consejos para que tu barba crezca sana y fuerte. 

1. Lava tu barba con regularidad y pon atención al secado.

El primer paso puede parecer el más obvio, pero muchos no le dan la importancia que merece. Durante el día, la barba está expuesta a una gran cantidad de bacterias. Por ello, se recomienda lavarla dos veces al día. Una por la mañana y otra por la noche, con un champú algo más agresivo y natural que el que se suele utilizar para la cabeza, ya que se trata de cabello mucho más grueso. Además, es necesario secarlo bien con una toalla, sin ser agresivos, y con un secador a temperatura media, si fuera necesario.

“Se recomienda lavarla dos veces al día”.

2. No infravalores el cepillado.

Muchos quieren una barba con un toque más informal, desenfadado… Y, por ello, no la peinan. Sin embargo, este no es el camino. Cepillar el vello facial permite que éste crezca en dirección uniforme y que la piel de esta zona esté mucho más sana y equilibrada ya que se regula la grasa del rostro y barba. Peinar tu barba es uno de los pasos más importantes para que ésta no se vuelva rebelde. Nosotros recomendamos utilizar cepillos con cerdas flexibles y hacerlo siempre cuando el pelo esté limpio para evitar tirones.

“Cepillar el vello facial permite que éste crezca en dirección uniforme y que la piel de esta zona esté mucho más sana y equilibrada”.

3. Usa tijeras y maquinilla.

Cada zona de nuestra cara es especial. Por eso, te recomendamos combinar las tijeras y la maquinilla a la hora de arreglarla. No estamos hablando de afeitar la barba y hacer que desaparezca, si no, simplemente de controlar su proceso de crecimiento. Para ello es necesario hacernos con unas tijeras (de barba o bigote) y recortar cualquier exceso de vello que nos resulte incómodo, molesto o realmente descuidado. En el caso del cuello y las líneas de la mejilla, lo mejor es utilizar una maquinilla para definir los bordes.

4. No olvides nutrir el vello.

El objetivo de estos consejos es conseguir una barba suave, flexible y saludable que crezca mucho más rápido. El vello facial es mucho más grueso y poroso por lo que tiende a resecarse y al estar en permanente exposición a agentes externos es necesario nutrirlo. Para ello, también es importante cuidar la piel en la que nace. El secreto es utilizar un aceite natural específico que evitará molestos picores y descamaciones, aportando mayor brillo.

“El secreto es utilizar un aceite natural específico que evitará molestos picores y descamaciones, aportando mayor brillo”.

5. Vuelve a retocar. Solo si fuese necesario.

En ocasiones, tras el lavado, secado, corte y nutrición del vello no consigues el resultado que deseabas. Y para ello no es necesario volver a repetir el proceso desde el principio. Puedes coger de nuevo las tijeras y recortar esos pelos que no están donde deberían ya que ahora trabajas sobre el resultado final. Si aun así no consigues el efecto que querías, es mejor afeitarlos.

6. Consigue el equilibrio entre la barba y el pelo.

La barba y el pelo necesitan estar en sintonía. Es necesario que su combinación y unión sea la adecuada para una obtener una buena imagen. Esto no significa que el corte de ambas sea igual. Ni su estilo. Simplemente han de complementarse. Para cabellos grueso y rebelde, hay que dar importancia a la geometría, por lo que tienes dos opciones. En primer lugar, puedes raparte los dos lados de la cabeza o afeitarte las mejillas dejando algo de perilla. Con ambos conseguirás un perfecto desequilibrio visual. Y para cabellos normales u ondulados, una barba larga combina con el pelo largo y peinado hacia atrás, con cera.

“El secreto es utilizar un aceite natural específico que evitará molestos picores y descamaciones, aportando mayor brillo”.

7. Visita al barbero.

Estos pasos pueden ayudarte en tu día a día, sin embargo, un profesional puede aconsejarte y marcarte unas pautas personalizadas ajustadas a las necesidades de tu tipo de barba y vello. Tanto al inicio, como de forma periódica para mantenerla. Para ello, necesitas alguien de confianza.

“Necesitas alguien de confianza”.

En Caché Valladolid ofrecemos servicios capilares masculinos de todo tipo y te asesoramos para conseguir el corte de pelo y barba que se ajusta más a ti. Además, analizaremos tu cabello y te marcaremos unos simples pasos para su adecuado cuidado.

Confía en los profesionales.

¡Acércate!

Desarrollado por Timpulsa | Copyright © 2020